24 octubre, 2005

Emergiendo del Océano



Más allá
del amor trágico y de una
compasión franciscana,
esta mujer-
nacida en el valle del Elqui-
supo propagar una justa
rebeldía.
Supo que las orillas
de nuestra patria verdadera
asomaban más allá
de cumbres y mar. AMÉRICA.
Gabriela- por el ángel magnífico –
y por el viento, Mistral,
se llamaba
esta mujer que acunó la palabra
NIÑO y proclamó
la palabra maldita de la PAZ.

En el otro siglo,
yo la vi: abrigo y boina
y esta mano alzada como emergiendo
del océano cercano,
iquiqueño.